Posted on Leave a comment

¿Por qué me gusta «Heat»?

Hay películas muy buenas que son para ver una única vez. Funcionan a la perfección y entretienen como el diablo pero nunca sientes esa llamada que te invita a sentarte de nuevo y dedicarle dos horas de tu preciado tiempo. Ya la he visto, te dices. Luego, hay otras excepcionales que no te cansas de ver. Ofrecen más de una lectura, invitan a la reflexión o son visualmente hipnotizantes. Memorizas cada plano y te aprendes sus diálogos como un niño.

Imagen

Mis favoritas, en cambio, son aquellas que pasan sin pena ni gloria en su primer visionado. Un día las vuelves a ver y despiertan un interés desconocido. Descubres infinidad de detalles pero no quieres quemarla por lo que inconscientemente intentas dejar pasar cierto tiempo antes de repetir la experiencia. Y… ¡oh, qué maravilla! La película ha madurado.

Nada de eso, la película es la misma. El que cambia eres tú.

Heat es una de esas.

Posted on 1 Comment

The very best of 2013 (lo más mejor del año):

El año termina y si echamos la vista atrás, a los títulos estrenados en nuestras pantallas desde enero, nos daremos cuenta de que ha sido un año de lo más productivo.

Mejores películas: Zero Dark Thirty de Kathryn Bigelow, Stoker de Chan-wook Park, Gravity de Alfonso Cuarón y Mud de Jeff Nichols. El orden lo dejo a vuestro criterio.

El asalto a la casa de Bin Laden en Zero Dark Thirty

Escenas favoritas: El avión entra en pérdida y Denzel Washington le da la vuelta en Flight de Robert Zemeckis. Bardem le cuenta a Fassbender como Cameron Diaz lo daba todo en su descapotable en The counselor de Ridley Scott. De noche y en plena ciclogénesis (en aquel entonces todavía las llamábamos tormentas) un tiranosaurio de nueve metros embiste el Ford Explorer en el que viajan los niños en Jurassic Park 3D (sí, este verano la reestrenaron con motivo de su 20 aniversario).

Documental: Searching for Sugar Man de Malik Bendjelloul.

Serie del año: Breaking Bad, temporada final (serie del año, de la década, del siglo). Épico final a una auténtica obra de arte. La transformación de Walter White en 62 joyas de 45 minutos.

Interpretaciones de otro planeta: Daniel Day Lewis en/es Lincoln, Matthew McConaughey en/es Mud y Tom Hanks en/es el Capitán Phillips. En el lado femenino: Adele Exarchopoulos en La vida de Adele, Emmanuelle Riva en  Amour y Quvenzhané Wallis en Bestias del sur salvaje.

Terceras partes nunca fueron buenas: Resacón 3 de Todd Phillips.

Terceras partes no siempre son malas: Antes del anochecer de Richard Linklater.

Tal vez sean cojonudas pero no lo sabré nunca: Pacific Rim, Thor 2, Man of Steel y un largo etcétera de productos enlatados, reboots e innecesarias secuelas.

Tom Hanks y sus looks bizarros en Cloud Atlas

Look bizarro: Los de Tom Hanks en El atlas de las nubes y James Franco en Spring Breakers. Raro, raro, raro…

Too old for this shit: Robert Redford en The Company you Keep. Con casi 80 años, el papel de padre de una niña de 11 que sale a hacer footing, viste con vaqueros y gorra y trepa muros no me termina de convencer…

La fotografía es una pasada pero te has olvidado de hacer la peli: To the Wonder de Terrence Malick.

John McTiernan, vuelve, por favor: A Good Day to Die Hard de John Moore.

Momento amo el 3D: Cualquiera de esos planos secuencia de Sandra Bullock dando vueltas sin control en Gravity.

Momento odio el 3D: Todos los demás.

Maldita sea, ¿por qué estoy viendo esta película doblada? Rush.

Nadie las echaría de menos: El último desafío, Gangster Squad, After Earth y The Purge.

Posted on Leave a comment

Descansa en paz, Peter O’Toole

Una película como Lawrence de Arabia justifica la existencia de cualquiera que haya participado en ella. Peter O’Toole hizo un papel memorable y volvió a ser nominado al Oscar en otras siete ocasiones aunque siempre sin éxito: Becket (1964), El Leon de invierno (1968), Adiós Mr. Chips (1969), La clase dirigente (1972), Profesión: el especialista (1980), Mi año favorito (1982) y Venus (2007).

DEP Peter O'Toole 1932-2013
Peter O’Toole en Lawrence de Arabia (David Lean, 1962)

En 2003 recibió el premio honorífico de la Academia. Hoy nos deja una leyenda. Descansa en paz, Peter.

Posted on Leave a comment

Cinco cosas que no sabías sobre «Érase una vez en América»

O al menos cinco cosas que yo no sabía hasta que he visto los extras de la edición especial del clásico de Leone. Pasen y lean:

1) Sergio Leone se pasó 12 años intentando sacar adelante la película. Hacerse con los derechos de la novela The Hoods y dar con el guión adecuado fueron responsables de ese retraso. Para cuando comenzó el rodaje, Leone conocía cada línea de diálogo de memoria (¡estamos hablando de 317 páginas de guión!) y podía interpretar cada personaje delante de sus actores.

James Woods en el papel de Max Bercovicz
James Woods considera la película el punto álgido de su carrera y lamenta no habérselo agradecido como debería al propio Leone.

2) Durante ese tiempo de preproducción mantuvo largas conversaciones con el compositor Ennio Morricone sobre como debía ser la música. Tanto es así, que a la hora del rodaje, ya había compuesto dos tercios de la banda sonora. Durante la grabación de las escenas ponía la música para inspirar a los actores.

3) El primer montaje original de Leone rondaba las 6 horas y pretendía estrenarlo en dos partes de tres horas cada una. El fracaso comercial del Novecento de Bertolucci le obligó a cortar la película hasta los 269 minutos (cuatro horas y media). Finalmente se estrenó en el festival de Cannes de 1984 con una duración de 229 minutos. Sin embargo, para su distribución en Estados Unidos se redujo a solo 139 minutos. Leone puso el grito en el cielo y luchó con toda su energía contra esta amputación de su trabajo.

¿La reconoces? Jennifer Connelly interpretaba a Deborah en los años 20.
¿La reconoces? Jennifer Connelly interpretaba a Deborah en los años 20.

4) James Woods ilustra con una anécdota el terrible resultado de la versión reducida. En 1984, la crítica de cine Sheila Benson, calificó «Érase una vez en América» como la peor película del año. Seis años después, cuando vio la versión estrenada en Europa, la encumbró como una de las tres mejores películas de la década.

5) The Ladd Company, responsable de la distribución de la película en EEUU, olvidó inscribir la espectacular música de Ennio Morricone en la carrera a los Oscar. Considerada por muchos la mejor banda sonora de todos los tiempos, habría sido una estatuilla casi garantizada para un genio al que la Academia siempre dio la espalda. Pese a sus cinco nominaciones (ninguna de ellas por sus clásicos de la trilogía del dólar) no pudo llevarse el Oscar a casa hasta el año 2007, cuando recibió el premio honorífico de la Academia.

Posted on Leave a comment

Homenajes y referencias en Red Dead Redemption

El magistral videojuego de 2010 Red Dead Redemption contiene una auténtica sucesión de homenajes y referencias. La trilogía del dólar de Sergio Leone, Grupo Salvaje, Hasta que llegó su hora, Los cien rifles, Tombstone, El tren de las 3:10 o Sin Perdón son  fuentes de inspiración más que evidentes para los creadores. Sin embargo, entre las decenas de títulos clásicos de los que han bebido, destaca por encima de todos el western australiano La propuesta (John Hillcoat, 2005).

Parecidos razonables: John Marston en RDR y Guy Pierce en "La propuesta"
Parecidos razonables: John Marston en RDR y Guy Pearce en “La propuesta”

Más allá del asombroso parecido físico de los dos protagonistas, la historia guarda sorprendentes similitudes. En Red Dead Redemption, John Marston, es coaccionado por los federales para capturar o matar al lider de su antigua banda a cambio de la libertad de su familia. En La propuesta, Charlie Burns (al que interpreta Guy Pearce) es igualmente chantajeado por un capitán del ejército australiano para matar al cabecilla de su antigua banda. La principal diferencia reside en el hecho de que en la película se trata de su propio hermano. A cambio, librarán de la horca a su otro hermano y perdonarán sus crímenes pasados.

Así pues, no es de extrañar, que cuando Rockstar quiso realizar un corto con imágenes del juego para promocionar su lanzamiento (The Man from Blackwater, 2010), pensara en el mismísimo John Hillcoat para dirigirlo. Ya sabéis, peliculón y juegazo. ¡No os perdáis ninguno!

Posted on Leave a comment

Ya está aquí «Modern: Warfare Sunrise»

Diez meses de trabajo. A veces era un placer. Otras una pesadilla. Hemos intentado hacer cosas que en el guión sonaban cuanto menos complicadas pero vuestro apoyo incondicional ha sido un motor todo este tiempo.

Este es un corto que encontraréis en el canal de Zapruder Pictures. Pero os equivocáis si creéis que es el trabajo de dos personas. Aquí ha puesto su tiempo y su energía mucha gente y no se nos ocurre mejor lugar para agradecer su trabajo que estas líneas.

A los 40 productores, productores ejecutivos o asociados, a los ya 300 seguidores en Facebook, a los 1200 suscriptores de Youtube, a las más de 120.000 personas que vieron Max Payne: Valhalla. A todos los que estáis siempre ahí. Amigos y familiares. Gracias por vuestro aliento.

Y dicho esto. En vuestro reproductor de Youtube hay un icono con forma de tuerca. Pinchad en él y por favor, no elijáis otra cosa distinta de 720p o 1080p. Así mismo el icono CC os permite activar subtítulos en español o inglés. No corre prisa. Dejad que cargue y apagad vuestros móviles. 😉

Esperamos que os guste. Millones de gracias,

Guillermo y Javier

P.D. Aquí el making of.

 

Posted on 1 Comment

Produciendo Modern Warfare: Sunrise (III)

La última entrada de este blog dedicada al fan film data del 3 de abril. Era un buen recopilatorio de las desgracias a las que nos habíamos enfrentado durante el rodaje de Semana Santa. Sin embargo, en aquel entonces nos sentíamos con la euforia del que ha sobrevivido a una tormenta, ignorantes de que aquello solo era el ojo del huracán. Hoy Modern Warfare: Sunrise ya está a punto. Todavía necesita chapa y pintura, sí, pero podemos decir que ya ha entrado en su fase final y en pocas semanas podréis disfrutarlo. Quizás por eso, hoy me veo con fuerzas para contaros cómo ha sido este último tramo de producción.

Guillermo Fernández de Oliveira persigue a Javier Oñate con una Glidecam HD-2000 durante el rodaje de Modern Warfare Sunrise
Persiguiendo a Petrovic con una Glidecam HD-2000.

El 18 de abril a las 08:35 de la mañana recibí la llamada. El octocóptero que habíamos alquilado para ese fin de semana se había quemado en un incendio. En ese momentos tocamos fondo. El corto estaba paralizado indefinidamente y cualquier posibilidad de estrenarlo antes de verano se había desvanecido. En Coptercam nos dijeron que antes de un mes dispondrían de un nuevo aparato, pero las inclemencias meteorológicas de la primavera nos impedirían grabar hasta mediados de julio.

En un intento de que el proyecto no se estancara comenzamos la búsqueda de actores de doblaje y la fortuna nos llevó hasta Chad Lawton. En Youtube encontramos un vídeo en el que Chad imitaba con increíble fidelidad la voz del Capitán Price. Intercambiamos con él un par de correos y accedió a sumarse al proyecto. Meses después y con la ayuda de Victor González (con el que ya trabajamos en Max Payne: Valhalla) llegamos a otro fenómeno llamado River Kanoff.

Aquellos días de incertidumbre se vieron recompensados ese fin de semana de julio, con dos jornadas de producción en las que (casi) todo salió a pedir de boca. Tuvimos la oportunidad de repetir algunos de los planos de la persecución que realizamos en Semana Santa. La niebla o la lluvia los hacían inservibles para el montaje. Además completamos los planos aéreos y la huida de Petrovic. Con todo ya solo quedaba encerrarnos y encender el horno de la postproducción.

Sin querer entrar en detalles tediosos acerca de nuestro workflow si puede interesaros el orden de trabajo que hemos seguido. En primer lugar, resolvimos la edición de imagen. Un montaje bruto al que se han ido realizando pequeñas modificaciones pero respetando los planos que necesitaban un trabajo de postproducción específico en After Effects o Cinema 4D. A ese premontaje incorporamos la música que Hary Haja compuso para el corto a partir del guión. Con pequeños cortes, ajustamos la duración y el ritmo de cada pieza. Entonces, enviamos el vídeo completo al compositor para que hiciera los arreglos finales, en los que todavía hoy sigue trabajando.

En "Modern Warfare: Sunrise" hay 30 planos con efectos visuales.
En “Modern Warfare: Sunrise” hay 30 planos con efectos visuales.

 

De la mezcla y sonorización se encarga Javier Duch y mientras esos dos trabajos avanzan en sus estudios, nosotros ultimamos los efectos visuales y la corrección de color. En Modern Warfare: Sunrise hay casi 30 planos con efectos digitales. Algunos más sencillos que otros, pero un volumen de trabajo enorme para un equipo tan pequeño.

En unos 20 días juntaremos la versión final de estas cuatro patas (montaje – música – sonido – efectos) y podréis disfrutar del fan film en nuestro canal de Youtube. Esperamos que la espera haya merecido la pena. 

Posted on Leave a comment

«Grand Theft Auto Anthology», lo mejor de GTA en Spotify

Para celebrar el lanzamiento de Grand Theft Auto V hemos preparado una lista de Spotify con algunas de las mejores canciones de la saga. Evidentemente GTA III y IV, Vice City o San Andreas tienen más peso en la lista que los “Stories” o DLCs como “The Lost and Dammed” o “The Ballad of Gay Tony” pero todos están representados.

En Grand Theft Auto Antholgy no podían faltar los Love Fist
En “Grand Theft Auto Anthology” no podían faltar los Love Fist

La saga nos ha dado momentos brillantes, gracias a emisoras como V-Rock, K-DST, Espantoso, Liberty Rock, K-Rose o Flashback FM. Tras casi 10 títulos el repertorio musical es sublime. En cualquier caso, más de 150 temas, ideales para escuchar en el coche y a los que muy pronto sumaremos lo mejor de GTA V. Aquí la tenéis.

Posted on Leave a comment

Ideas de cine para gastar millones

Seguro que más de una vez has fantaseado con lo que harías si te tocara la lotería. El próximo viernes 7 de junio un único acertante de Euromillones podría llevarse 100 kilos a la hucha.

Superado el desmayo inicial, muy mal te lo tienes que montar para que un par de ellos no te solucionen la vida. ¿Qué hacer con los otros 98? Aquí van algunas excentricidades que nos ha brindado el cine.

1) ¡Regálalos! (Batman, 1989)

Al ritmo del “Trust” de Prince y en tu propia caravana. Si tu intención secreta es envenenar la ciudad, eso ya es cosa tuya…

.

2) Contrata a Claudia Schiffer para tus clases de aerobic (Niño Rico, 1994)

O construye un parque de atracciones en casa, con tu propio McDonald’s y una réplica del monte Rushmore con la cara de tus padres. Las posibilidades son infinitas. La escena está en alemán pero sobran las palabras…

.

3) Cómpra una mansión con espacio para tu propio tigre (Scarface, 1983)

Si te da por lo hortera, Tony Montana tiene un puñado de buenas ideas. El mobiliario con tus iniciales, un traje blanco y un armario con lanzagranadas no pueden faltar.

.

4) Llévalos a bordo como equipaje de mano (Atraco perfecto, 1956)

Pero pase lo que pase, no factures la maleta. De no ser así, puedes acabar realizando la opción 1). Mira la cara de Sterling Hayden a partir del 01:08.

.

5) Préndeles fuego (El caballero oscuro, 2008)

Si tu también eres un hombre de gustos sencillos y te gustan la pólvora, la gasolina y la dinamita porque son baratas, esta es tu opción.

.

6) Consigue una reserva en Dorsia (American Psycho, 2000)

No te quedes con las ganas de disfrutar de una exclusiva cena en el restaurante de moda. ¡Cómpralo! Patrick Bateman nunca lo superó.

.

7) Conviértete en un magnate, playboy y filántropo (Iron Man, 2008)

Ese significa, entre otras cosas, comprar una escudería de F1 y disputar el GP de Monaco o construirte un supertraje volador. Tus 98 millones de euros desaparecen en pocos días.

.

8) Se tan rico que no pierdas el tiempo (Wall Street, 1987)

Cómprate un reactor, una casa en la playa y un enorme teléfono móvil con el que llamar al año 1987.

.

¿Cuál es vuestra escena favorita? ¿Tenéis alguna otra?

Posted on Leave a comment

Produciendo Modern Warfare: Sunrise (II)

Hay veces, cuando todo sale mal, en las que lo único que puedes sacar en positivo es el aprendizaje. Esta no es una de esas veces, pero bien pudo serlo. Al final, unicamente, la determinación y el esfuerzo titánico del equipo salvaron el proyecto del desastre. Este es un recopilatorio de algunos de los contratiempos a los que nos enfrentamos.

Guillermo Fernández de Oliviera y el equipo de Modern Warfare Sunrise.
Amanecer lluvioso en la localización.

– Barro. Cuando visitamos las localizaciones de Modern Warfare: Sunrise hace unas semanas nada nos hacía imaginar lo que estaba por venir: el mes de marzo más lluvioso en 66 años de registros. A nuestra llegada descubrimos que las pistas de tierra o el pico donde debían esperar los francotiradores se habían convertido en un auténtico lodazal impracticable. La furgoneta ya no podía subir el equipo a la cima y tan solo el todoterreno consiguió hacerlo através de un cortafuegos. En consecuencia: retrasos, falta de espacio para cobijarse y barro por todas partes.

Lluvia y niebla. La lluvia que nos preocupaba no era solo la que había caído en semanas anteriores sino la que todavía estaba en camino. El viernes no dejó de llover en todo el día. El plan original era grabar la parte de los francotiradores al amanecer pero al llegar al pico descubrimos que la niebla ni siquiera permitía ver la carretera a donde debían apuntar. Intentamos reajustar el plan de producción dedicándolo casi todo a la persecución pero lo cierto es que muy pocas cosas de las que grabamos ese día serán útiles.

Los cambios de temperatura y la humedad hicieron estragos en el maquillaje.
Los cambios de temperatura y la humedad hicieron estragos en el maquillaje.

– Maquillaje. El maquillaje de envejecimiento que María Katt  había preparado desde las 04.00 de la mañana para el capitán Price no funcionó como habíamos previsto. Los cambios de temperatura y la humedad cercana al 99% comenzaron a teñir el latex de blanco por lo que debimos evitar los primeros planos del personaje ese día y prescindir de ello el resto de jornadas. La cicatriz y las lentillas azules de Soap también nos trajeron de cabeza.

Dormir. Vale que las camas no eran muy cómodas pero cuando duermes una media de cuatro horas diarias, un muelle mal colocado casi es el menor de los problemas. El cansancio hace sus estragos y no respetar el sueño se acaba pagando.

Un pedrusco se cruzó en el camino del malogrado Land Rover.
Un pedrusco se cruzó en el camino del malogrado Land Rover.

Conducción. La persecución era la parte del corto que requería más tiempo de rodaje y por tanto la única que no podíamos “grabar del tirón”. Eso hacía que de un plano a otro pasáramos de un agradable amanecer a una densa lluvia, del sol del mediodía a una impentrable niebla. Imposible mantener la continuidad en la acción, todavía trabajamos en resolver el problema aunque todo apunta a que deberemos planificar una jornada extra para volver a repetir varios planos. Y por si esto fuera poco las puertas de la furgoneta se bloqueaban en marcha, el 4×4 pinchó una rueda tras arrollar una piedra, la gasolinera más cercana se encontraba a más de una hora de camino y las baterías de los walkie talkies con los que controlábamos el tráfico se agotaron a las dos horas. Cada pequeño contratiempo minaba un poco más nuestra moral y nos obligaba a ir con la lengua un poco más fuera.

Donde antes había un camino, nos encontramos este pequeño estanque.
Donde antes había un camino, nos encontramos este pequeño estanque.

Inundaciones. Al atardecer del tercer día nos acercamos al lugar donde pensábamos grabar el final de la persecución… pero no lo encontramos. Las lluvias recientes habían formado un río y un pequeño estanque al paso del camino que enfilaba hacia el parque eólico.

– Fuera de presupuesto. El exceso de kilómetraje (casi 800 km por vehículo), la correspondiente gasolina y ser más personas de las previstas dispararon el presupuesto cerca de 700 euros más de lo previsto. Ahora dependemos de la campaña de crowfunding, todavía en marcha, para la realización de los planos del helicóptero.

El resultado no es como lo habíamos imaginado pero podemos estar muy orgullosos de haber sacado adelante la situación cuando todo parecía pedirnos a gritos que tirásemos la toalla. Ahora solo queda un arreón final para que el corto pueda ver la luz en pocas semanas.